Reid sobre la renuncia del presidente de la Cámara Boehner

Washington, D.C. – El líder demócrata del Senado hizo hoy las siguientes declaraciones en el pleno del Senado sobre la renuncia de John Boehner, presidente de la Cámara de Representantes. A continuación, su discurso:

“Yo, como todos los estadounidenses, fui sorprendido esta mañana por la noticia de que John Boehner renunciará en las próximas semanas. He conocido a John Boehner por mucho tiempo. Su ascenso a presidente de la Cámara nos acercó mucho más. No siempre estuve de acuerdo con lo que John me decía, pero nunca, nunca me mintió. Él nunca me dijo nada que no fuera cierto y yo lo aceptaba. Llegué a un punto donde entiendo muy bien a John Boehner. Siempre cumplió su palabra.

“Negociamos mucho en las llamadas negociaciones privadas. Todos saben que negociamos muchas cosas en privado y definitivamente trabajamos juntos en cosas que no hubieran funcionado de llevarse a cabo en público, pero son cosas que se tenían que hacer para llegar a un acuerdo. Tenía una muy buena relación con John Boehner. Mi equipo  se llevó bien con el suyo. Ha tenido dos jefes de personal y fue un placer trabajar con ambos. Mi equipo ha trabajado con ellos, muchas veces en tiempos difíciles y han tenido una buena relación.

“No tengo duda de que John Boehner estaba trabajando para su distrito en Ohio y para nuestro país. Tuvo una labor muy difícil. Tuvo esta facción, aquella y otras cuantas. Es un republicano conservador, pero el problema de John Boehner es que ha sido pragmático. Entiende que hay momentos en los cuales uno tiene que llegar a un acuerdo.

“No conocí al presidente Eisenhower. Nunca lo conocí. Pero sí estuve aquí bajo el presidente Ronald Reagan y el sí tenía un historial conservador. Ronald Reagan fue un hombre que entendía el arte de la negociación. ¿Quién más hubiera podido llegado a un acuerdo con la Únión Sovietica? No estoy seguro de que alguien más lo pudiera haber hecho. Ronald Reagan lo pudo lograr. Estoy preocupado porque estoy viendo otro Partido Republicano, no el partido del Dwight Eisenhower que conozco por los libros ni el del Ronald Reagan que conocí. Creo que es muy triste que el Tea Party, que los líderes republicanos tanto acogieron para ganar escaños en el 2010, ha tomado el control de su partido.

“Decir que extrañaré a John Boehner sería quedarse corto. Siempre lo protegí como pude. Él me protegió como pudo. Siempre consideraré John Boehner mi amigo y seguiré trabajando con él hasta que parta, entiendo que será a finales de octubre. Pero seguiré trabajando con el como lo he hecho hasta ahora para intentar hacer lo mejor para este país y estoy seguro de que él hará lo mismo. Espero que sigamos encontrando terreno común para lograr cosas.

“He llegado a acuerdos con John Boehner con los que no he estado contento y con los que él no ha estado satisfecho, pero a veces tenemos que hacer lo que podemos. Le deseo lo mejor a John Boehner. Lo que pueda hacer para que su vida sea más placentera, lo haré con gusto, ya sea organizarle un juego de golf en Las Vegas o ayudarle con algún asunto gubernamental, haré todo lo posible porque considero a John Boehner un buen hombre. Y decir que lo extrañaré es quedarse corto”.